La gobernadora de la provincia de Buenos Aires, María Eugenia Vidal y el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, anunciaron hoy una serie de acciones conjuntas destinadas a profundizar la atención de la salud de los porteños y los vecinos del Conurbano bonaerense, así como también para combatir el delito en ambos distritos.

Vidal y Rodríguez Larreta informaron que el sistema de atención del SAME se extenderá en forma gradual a todo el Conurbano, al finalizar una reunión de gabinete entre los equipos de gobierno de la Provincia y la Capital, que se realizó en la Casa de Gobierno bonaerense con sede en La Plata.

«Durante esta gestión vamos a lograr que la misma tranquilidad que tienen los vecinos de la Ciudad, de saber que si les pasa algo va a llegar una ambulancia, vamos a poder llevarla a los municipios del Conurbano», indicó la gobernadora.

Por su parte, la ministra de Salud, Zulma Ortiz, explicó que «para la ampliación del SAME hacia el área metropolitana se está trabajando con los intendentes  para determinar la capacidad instalada de cada uno de ellos, porque nuestra idea es transferir la experiencia del sistema de atención de emergencias en la vía pública de la Ciudad a esos distritos». Aclaró que «en tres semanas vamos a tener un plan de acción para determinar cuál será la inversión que deberá afrontar la Provincia para ponerlo en marcha».

Además de Vidal y Rodríguez Larreta, de la rueda de prensa posterior a la reunión entre ambos gabinetes participaron también la ministra de Salud de la Ciudad, Ana María Bou Pérez; el ministro de Justicia y Seguridad de la Ciudad, Martín Ocampo; el director del SAME, Alberto Crescenti; el ministro de Seguridad de la Provincia, Cristian Ritondo y la ministra de Salud bonaerense, Zulma Ortíz.

A pocos días de la toma de posesión de sus cargos, en diciembre pasado, las ministras Ortiz y  Bou Pérez comenzaron a trabajar para la extensión del SAME al área metropolitana.

La gobernadora María Eugenia Vidal había adelantado durante su campaña electoral la intención de extender el SAME a los municipios del Conurbano, a partir de la excelencia del dispositivo que ofrece un promedio de 1.000 auxilios diarios, con una tasa de mortalidad del 0,04 por ciento sobre 190 mil atenciones.

La decisión de las autoridades sanitarias bonaerense es la de trabajar en forma articulada con los intendentes y secretarios de salud de cada municipio, realizando un doble relevamiento: por un lado, de los recursos humanos disponibles para la atención de las emergencias y, por otro, de la infraestructura y equipamiento disponible en cada distrito.

La extensión del SAME exige la implementación de acciones de capacitación continua y entrenamiento permanente, dirigidas a los conductores, radiooperadores y médicos que trabajan en emergencia y catástrofes con víctimas múltiples.

Ortiz recordó que «la gobernadora nos encomendó la tarea de optimizar la atención de las emergencias en la vía pública para poder asegurar al vecino que, ante una emergencia o catástrofe, el Estado va a estar presente para garantizar una atención sanitaria accesible, gratuita, solidaria y de calidad».

En referencia a la asistencia técnica y capacitación que se brindará para que los municipios del Gran Buenos Aires puedan desarrollar su sistema de atención, Rodríguez Larreta subrayó que «ya se están intercambiando ideas y metodologías», por lo que «en breve» se anunciarán los municipios que se sumarán al área del SAME.