La ONG que trabaja para mejorar la salud emocional de los pacientes, visitará el hospital todos los miércoles. Es la primera vez que esta experiencia se implementa a nivel municipal en el distrito.

Desde la semana pasada, comenzó a funcionar en el Hospital Municipal San Bernardino el servicio de Payamédicos, una iniciativa que tiene como objetivo contribuir a mejorar la salud de los pacientes a través del teatro, el juego y el humor.

En un trabajo articulado con la Secretaría de Salud del Municipio, esta ONG sin fines de lucro visitará el Hospital todos los miércoles para realizar intervenciones escénico-terapéuticas con niños y adultos.

«Es la primera vez que va a haber payamédicos en el Hospital de Hurlingham. La misión nuestra es mejorar la salud emocional y terapéutica del paciente, que para nosotros es un produciente porque lo que buscamos es que la persona produzca algo lindo, trabajar con la parte sana del paciente», manifestó Vanesa Luppino, vecina del partido y una de las que realiza estas visitas como parte la ONG.

«La experiencia es hermosa. Nosotros jugamos con todas las personas que están en el hospital, chicos, adultos, familiares y el personal que trabaja en el lugar. Vamos a estar todos los miércoles a partir de las 18 hs. jugando y paseando por ahí», agregó Vanesa Luppino.

La incorporación del servicio de payamédicos en el sistema de salud de la provincia de Buenos Aires fue establecida mediante una ley que se sancionó el año pasado en la legislatura bonaerense. El proyecto, que busca la humanización hospitalaria, abarca a los pacientes pediátricos y considera que el arte del clown contribuye a mejorar la salud.