El hospital provincial «Mi Pueblo» de Florencio Varela dicta un Curso de Preparación Integral para la Maternidad, para mujeres embarazadas desde los 5 meses de gestación y el acompañante que ellas designen. En gran parte gracias a este trabajo, de los 6.000 nacimientos asistidos en 2015 en ese establecimiento, menos del 18% se produjo por cesárea.

El Curso de Preparación Integral para la Maternidad del «Mi Pueblo» está a cargo de la Residencia de Obstétricas. En cada encuentro se abordan temas relacionados con el embarazo, el parto, la lactancia, la crianza, los cuidados del recién nacido, la salud sexual, reproductiva y los derechos.

«Estamos muy conformes con los resultados perinatales de las mujeres que asisten al curso, ya que en su gran mayoría logran tener un parto normal, y quedan muy contentas con la actividad y la vía de finalización de su embarazo», explicó el director asociado del hospital, Gonzalo Hernández.

Agregó que «tenemos la maternidad con más cantidad de nacimientos en la región sanitaria VI, que forma parte del proyecto Maternidad Segura y Centrada en la Familia de UNICEF, para incorporar a las familias al proceso de nacimiento, teniendo en cuenta los derechos de las mujeres a estar acompañadas desde su trabajo de parto».

El curso consta de 5 encuentros donde se tratan los temas esenciales vinculados al embarazo, nacimiento y puerperio. También se las invita a continuar asistiendo luego del parto para contar su experiencia y traer a ese ámbito de contención y acompañamientos sus dudas, miedos y emociones que surgen en ese período.

Para las charlas, se utiliza material didáctico como muñecos y elementos realizados por la residencia para explicar técnicas de lactancia e intervenciones obstétricas, entre otras cuestiones, y se les entrega además folletería y material informativo para las mujeres y sus familias.

Dentro del espacio también se trabaja la preparación física y emocional para el parto y el puerperio, a través de técnicas corporales de esferodinamia (uso de pelotas para mejorar la postura), técnicas de relajación, respiración y ejercitación.

En consonancia con esta iniciativa, la Residencia de Obstétricas organizó además un grupo de lactancia materna para mujeres con alguna dificultad con el amamantamiento, y también para todas las interesadas. La actividad se realiza los viernes luego del curso de preparación para la maternidad.

Ambas actividades están a cargo de la jefa de Unidad de Coordinación de Obstétricas, Verónica Rodal; la instructora de Residentes Obstétricas, Gisela Bonacalza; la jefa de Residentes Obstétricas, Jessica Pichuncura, y las residentes Florencia Lencina, Pamela Franco, Carla Bernardini, Florencia Corbalán, Mercedes Medina y Belén Pereyra.