Vecinos autoconvocados reclamaban porque deben pagar el pase para llegar a sus casas ante la ausencia de caminos alternativos. Fueron reprimidos con violencia por la Gendarmería.

Hace tiempo que los vecinos de Los Cardales, partido de Pilar, protestan por una situación tan injusta como insólita: Al no existir vías alternativas a la Ruta 8, deben abonar peaje obligatoriamente para llegar a sus casas.

Las promesas de construir otros caminos han sido incumplidas y postergadas una y otra vez, y los vecinos deben seguir pagando por ejercer un derecho tan básico como alejarse y acercarse a sus domicilios.

Pero ayer, en la protesta realizada en el Peaje Larena, se sumó un atropello más, la represión de Gendarmería. Los manifestantes tomaron imágenes y las subieron a las redes sociales. Hubo varios detenidos, y los heridos fueron llevados al Hospital San José para ser atendidos, según informaron diversos medios locales.

En declaraciones ofrecidas a un móvil de C5N, una vecina aseguró que Gendarmería los desalojó con balas de goma y golpeó a varios de los protestantes. “Estábamos con nuestras banderas de goma de eva, nosotros no somos piqueteros sino simple vecinos, y los efectivos agarraron a una vecina, la arrastraron por el suelo, a otra la tiraron del pelo y también dispersaron con balas de goma”, sostuvo.

Aclaró que los pobladores reclamaban “la construcción de una colectora porque diariamente debemos pagar el pase del Peaje Larena para llevar a nuestros hijos a la escuela o para ir a trabajar el parque industrial de la zona”.

“La Ruta 8 es nacional, por lo cual, estamos pidiéndole al presidente (Mauricio Macri) que arme una colectora porque muchos vecinos pasan hasta 7 veces por día por el peaje, y es imposible pagarlo”, completó la mujer.