El intendente y un grupo de jueces del Departamento Judicial de Morón recorrieron la institución que alberga a niñas en situación de vulnerabilidad y destacaron el trabajo conjunto para restituir y garantizar los derechos de la niñez

El intendente de Hurlingham, Juan Zabaleta, junto a jueces de Familia del Departamento Judicial de Morón, recorrieron el Hogar de Abrigo municipal y mantuvieron una reunión con el objetivo de fortalecer el vínculo de cooperación institucional entre el Municipio y el Poder Judicial de la región, en función de proteger y garantizar los derechos de la niñez.

Estuvieron presentes los jueces a cargo del Juzgado de Familia 2, María del Carmen Pennacchio; del Juzgado de Familia 7, Guillermo Torti; del Juzgado de Familia 8, Patricia Jarowitzky; y del Juzgado de Familia 9, María Laura Lucchini Minuzzi.

La jueza Jarowitzky manifestó su agradecimiento al intendente por la invitación y expresó: “El Departamento Judicial de Morón hoy sabe que puede contar con un recurso más, muy importante, porque no tenemos donde alojar a los niños, hay muchos niños en estado de vulneración de derechos y pocos son los recursos que tenemos para trabajar con los servicios de niñez para poder restituirles sus derechos”.

“Contar con una casa como esta, con las cualidades que visitamos, con el afecto de las chicas, que se ve que están felices, como jueces de familia es muy importante”, agregó. Y finalizó: “Haber recorrido todo esto y haber escuchado al intendente, con la obra que se está haciendo en este partido, es fundamental porque es una forma de visibilizar las falencias que tenemos y poder cubrir algunas de esas necesidades”.

Por su parte, el intendente Zabaleta manifestó: “Agradecemos la visita de las juezas y los jueces de Familia, con los que interactuamos todos los días desde que decidimos asumir la responsabilidad de fortalecer la política de niñez y de desarrollo social”.

Y se refirió a algunas de las políticas sociales del Municipio: “Nosotros tenemos en Hurlingham la Casa del Niño, donde 300 chicos todos los días, a contraturno del colegio, vienen a desayunar, almorzar o merendar y tienen talleres de integración; y contamos con el Hogar de Abrigo, donde se albergan 14 niñas en situación vulnerable desde el punto de vista de sus derechos y su condición familiar”.

En la recorrida estuvieron presentes el secretario de Gobierno local, Maximiliano Topino; el secretario de Desarrollo Social, Héctor Rouillet; y el titular del Juzgado de Faltas 2, Xavier López.