El intendente Gustavo Posse participó del acto en la Escuela Primaria 12 de Villa Adelina, donde les tomó juramento a docentes recién recibidos y distinguió a maestros jubilados.

La emoción fue protagonista esta mañana en la Escuela Primaria 12 de Villa Adelina -que lleva el nombre de Domingo Faustino Sarmiento- donde la comunidad educativa celebró el Día del Maestro. En un multitudinario acto, se tomó juramento a 48 docentes recién recibidos y se distinguió a más de 100 maestros jubilados.

«Esto es una fiesta para todos los docentes, a quienes debemos celebrarlos todos los días. Su trabajo trasciende un aula. Todos los días, trasmiten valores y educan a los niños que son el futuro de nuestra sociedad», expresó el intendente Gustavo Posse, tras conversar con cada una de las maestras.

El acto evocó a la figura de Domingo Faustino Sarmiento -falleció un 11 de septiembre- recordándolo como un importante intelectual de la vida cultural y política argentina. Fue político, pedagogo, escritor y presidente, además de ser el responsable de la restructuración del sistema educativo e impulsor de la Ley de enseñanza pública y gratuita.

Por parte de las maestras jubiladas, Lidia Trotta expresó: «Estoy muy emocionada por recibir esta medalla en esta escuela donde disfruté cada día. Mi felicidad es incalculable. Si volviera a nacer, sin dudas, elegiría esta profesión de nuevo».

En representación de los noveles, Patricia Palaveccino, de la Escuela Primaria 17, remató: «Es un momento muy importante para mí. Hoy en día hacemos mucho más que enseñar; somos un espacio de contención no sólo para los chicos sino también para sus familias. Por eso, estoy muy contenta de encarar este compromiso».