El objetivo es evitar abusos de sobreprecios por parte de los comerciantes.

La Municipalidad de San Miguel, a través del personal de Control Urbano, está realizando controles en distintos mercados y comercios del distrito, con el objetivo de verificar que no se cometan irregularidades ni sobreprecios.

En el marco de la situación económica que se está viviendo en todo el país, ayer se registró una infracción en un mercado chino, donde se estaban vendiendo productos a precios abusivos.

«Estamos también supervisando los precios en todos los mercados del distrito, a raíz de distintas denuncias que nos fueron llegando de parte de algunos vecinos sobre aumentos improcedentes», expresó el intendente Jaime Méndez.

Durante el día de hoy, saldrán más equipos de control municipales a recorrer y supervisar los precios en cada comercio. Para colaborar entre todos, se invita a los vecinos a denunciar este tipo de irregularidades.