El jefe comunal y la presidenta de AySA supervisaron los avances de la intervención que permitirá brindar servicio a más de 40 mil vecinos y vecinas.

Esta mañana, el intendente de Morón, Lucas Ghi; y la titular de AySA, Malena Galmarini, recorrieron las obras del colector cloacal Castelar – Villa Tesei, que se llevan adelante de manera conjunta, y que permitirán brindarle servicio a más de 40 mil vecinos y vecinas.

En el marco de la recorrida, iniciada sobre Gobernador Zabala, Ghi expresó que «hoy tenemos muchísimos frentes de obras que venimos ejecutando tanto en materia de saneamiento, como de expansión de agua potable, y tienen que ver con el compromiso y la capacidad de gestión que ha demostrado Malena, quien entiende el impacto que tiene este servicio en la vida social y sanitaria de un pueblo».

«Compartimos el anhelo de que podamos tener el cien por ciento de nuestros vecinos y vecinas conectados a los servicios de cloacas y agua corriente, lo cual es un desafío de gestión, y de seguir concibiéndolos como un bien social y no es una mercancía sujeto a las regulaciones del mercado, sino que está determinado por la decisión política de Malena, del presidente y del gobernador, que permiten generar las condiciones para que todo el mundo acceda», remarcó.

Por su parte, Galmarini sostuvo que «esta es una de las 322 obras que están activas, más allá de las que estamos proyectando o licitando, que sumarán para fin de año otras 100». «Estos trabajos permiten en primer lugar llegar cuanto antes a nuestros vecinos y vecinas, con el cien por ciento del servicio, tanto de agua como de cloacas. Y por otro lado, generan trabajo genuino para nuestros compatriota, y mueven la economía, no solamente la economía en la macro escala del país sino también en la economía local», agregó.

«En este caso, es una obra muy importante que estaba parada, faltaban financiamientos, y entendemos que la importancia de concluirlas es básicamente porque les estamos llevando salud a nuestra población, en este caso a los moronenses», destacó.

Las obras realizadas en articulación entre el Municipio y la empresa AySA se cuentan ya con un avance del 44 por ciento, y tienen como objetivo transportar a la estación de bombeo cloacal de Hurlingham parte del caudal que, actualmente, vuelca en la tercera cloaca máxima y las áreas de Castelar, El Palomar y Villa Tesei. De esta manera, beneficiarán directamente a más de 42 mil frentistas, e indirectamente a otros y otras 25 mil de localidades lindantes.

Las intervenciones del colector Castelar – Villa Tessei abarcan un espacio comprendido desde la esquina de Santamarina y Herrera, donde está emplazada una boca de registro, y continúan por esa primera vía hasta Boulevard Juan Manuel de Rosas. Luego, siguen en Hidalgo, Rojas, Avenida Rivadavia y el cruce con el ferrocarril Sarmiento. Por último, prosiguen por Irigoyen rumbo a la boca de registro situada en Bouchard.

Vale destacar que estos trabajos, a su vez, permitirán que se complete la conexión de las obras llevadas adelante por el Municipio en el barrio Belgrano de la zona de Morón Sur, donde la semana pasada también estuvo el jefe comunal a fines de supervisar los avances.

El Municipio de Morón continúa profundizando el desarrollo del plan cloacal, que incluye la finalización de obras que se encontraban abandonadas, además del diseño y puesta en marcha de proyectos que permitirán que la totalidad de la población del distrito tenga garantizado el acceso al servicio.

Acompañaron al jefe comunal y la presidenta de AySA durante la recorrida, el jefe de Gabinete municipal, Hernán Sabbatella; el secretario de Planificación Estratégica, Pablo Itzcovich; y el secretario de Desarrollo Territorial y Relaciones con la Comunidad, Mariano Spina, entre otros funcionarios y funcionarias.