El Municipio de Vicente López anunció que otorgará licencias de descanso para cada trabajador de la salud.

En coordinación con los equipos de Salud, Recursos Humanos y el Sindicato Municipal, se acordó otorgar licencias de una semana para médicos, enfermeros, terapistas, ambulancieros, personal del SAME, camilleros, kinesiólogos, obstetras y técnicos.

«Hemos escuchado el pedido y el planteo de agotamiento de los equipos de salud, y nos parece importante poder garantizarles descanso adicional, para que se puedan cuidar frente a esta enfermedad y seguir cuidando a los vecinos como lo venimos haciendo», expresó el intendente de Vicente López, Jorge Macri, tras anunciar las nuevas medidas.

Además, estas se suma a las anteriores ya brindadas, como el bono de 9 mil pesos a aquellos empleados que estén realizando tareas en el área de Salud, capacitaciones permanentes en el manejo de la pandemia, elementos de trabajo y protección personal, apoyo psicológico los siete días de la semana, la contratación del Hotel Ramada para aquellos que prefieren evitar contagiar a sus afectos, la rotación laboral de los equipos y los estudios serológicos quincenales para la detección de casos asintomáticos.

«Queremos que todos los vecinos estén tranquilos y sepan que el hospital seguirá funcionando con normalidad. Tomamos esta decisión porque sabemos que nuestro equipo lo necesita pero también porque la situación actual del sistema de salud municipal nos permite hacerlo», finalizó el jefe comunal.

Por su parte, el titular de ATE Zona Norte, Fabián Alessandrini, remarcó la importancia de poder trabajar en conjunto con el Municipio para brindar a los trabajadores una mayor protección. «Recibimos estas medidas con mucha alegría porque el intendente nos escuchó y está dando el reconocimiento que se merece al personal sanitario», destacó.

Las licencias se otorgarán a partir del 14 de septiembre en concepto de licencias por estrés, licencia ordinaria y días de descanso pago. Además, serán considerados como personal exceptuado los grupos de riesgo y los padres a cargo del cuidado de un niño, niña o adolescente.

«Tenemos mucho cansancio físico pero sobre todo emocional desde lo personal, el pensar si estás haciendo las cosas bien para protegerte a vos, a tu familia y al paciente. Estábamos esperando y deseando esta medida para poder bajar un poco el estrés y seguir brindando atención de calidad al vecino», indicó la jefa de Pediatría del Hospital Houssay, Claudia Rastelli.

“Felicitamos a los trabajadores que formaron parte de esta iniciativa -110 compañeros- que hoy podemos plasmar a través de un acuerdo formal y también la receptividad y comprensión del Ejecutivo municipal que aceptó la propuesta y la transformo en normativa”, sostuvo el titular del Sindicato Municipal, Victorio Pirillo.