El joven, que integra el cuerpo de los Bomberos Voluntarios de Villa Ballester, fue separado mientras se desarrolla un sumario interno. Además, le suspendieron su licencia de conducir.

Un incidente vial entre un colectivo de la línea 140 y un automóvil Chevrolet Celta terminó en un nuevo episodio de furia en las calles, donde el conductor del vehículo de menor porte, un joven bombero voluntario de 20 años, destruyó con una barreta los vidrios del transporte público.

El hecho ocurrió en Villa Adelina, partido de San Isidro, y quedó registrado en un video y tras viralizarse las imágenes, desde los Bomberos Voluntarios de Villa Ballester, institución a la que pertenece el conductor del auto, decidieron separarlo del cargo mientras se lleva a cabo un sumario interno.

En la grabación, que fue filmada por el propio chofer del colectivo, se observa al bombero vestido con su uniforme y desencajado. Con una barreta en su mano derecha, golpea primero los cristales de la ventana del conductor y luego los del frente de la unidad.

Mientras eso ocurre, le exige al chofer que descienda y, entre insultos, le repite varias veces: “Todo el auto me rompiste. Y no frenaste. Bajate porque me rompiste el auto”. Y por último le advierte: “Me voy a quedar acá hasta que venga un patrullero”.

En tanto, el conductor del transporte público le pregunta a uno de los pasajeros: “¿Podés llamar al 911? Porque me rompió la nariz”. El chofer también sufrió algunas lesiones en un hombro y un ojo.

En declaraciones televisivas, el conductor del colectivo de la línea 140 explicó que debido al estado de exaltación del joven no quiso bajar. “No voy a poner en riesgo mi salud. Y además nosotros tenemos prohibido hacerlo”, indicó, por lo cual decidió “ir directo a la empresa donde me sentía más seguro para intercambiar los datos”.

“Estábamos a 10 o 12 cuadras de la terminal. Entonces me empezó a seguir hasta que en un momento me pasa y me cruza el auto adelante y ahí pasó lo que se ve en el video”, dijo.

Luego de que se conocieran públicamente las imágenes del violento episodio, la jefatura del cuerpo activo y la Comisión Directiva de los Bomberos de Villa Ballester resolvieron pasar a disponibilidad al conductor del Celta, separarlo del servicio e iniciar un sumario interno.

“Lamentamos y repudiamos enérgicamente los hechos de violencia ocurridos, que no representan en absoluto el espíritu que esta institución defiende. Quedamos a disposición de las autoridades correspondientes para lo que soliciten en virtud de esclarecer lo sucedido”, manifestaron a través de un comunicado.

El jefe de los Bomberos de Villa Ballester, Mario Oyarzo, contó que el joven desplazado era parte de la institución desde hacía 4 años. “Estuvo 2 años como cadete y después pasó a ser bombero. Ayer estaba de guardia y fue a llevar a su novia a la casa cuando pasó esto. Nos llama la atención, nunca tuvo este tipo de actitud. Está arrepentido de lo que hizo”, comentó, al tiempo que se solidarizó con el chofer herido.

Por el hecho se inició una causa por lesiones, y ambos conductores ya se presentaron a la policía.

Además, trascendió que la Agencia Nacional de Seguridad Vial y el Municipio de General San Martín decidieron en conjunto suspender la licencia de conducir del bombero.