El gobierno nacional anunció medidas ante el aumento sostenido del número de casos de coronavirus, tales como el teletrabajo para la administración pública nacional los próximos tres días, y fortalecer los protocolos de cuidado durante la Semana Santa.

Luego de mantener una reunión en la Residencia de Olivos con el presidente Alberto Fernández, el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero; y la ministra de Salud, Carla Vizzotti, realizaron un anuncio a la prensa.

«Estamos buscando que el virus se contenga y no continúe transmitiéndose como lo está haciendo de manera sostenida», afirmó Cafiero.

El primer anuncio consistió en que desde mañana 29 de marzo, hasta el miércoles 31 de marzo, inclusive, el sector público nacional quedará eximido de asistir al lugar de trabajo y cumplirá sus tareas de modo remoto o por teletrabajo.

El gobierno nacional invitó a sumarse a esta medida a los gobiernos provinciales, municipales, poder legislativo, judicial y al sector privado.

En cuanto a la proximidad de Semana Santa, el gobierno nacional planteó que es fundamental redoblar los esfuerzos para fortalecer la prevención y sostener el turismo con cuidado, evitando las actividades de alto riesgo, lo que será posible con el compromiso de las provincias, los municipios, el sector privado y la sociedad.

Cafiero anticipó que mañana los Ministerios de Salud, de Turismo y Deportes y de Transporte realizarán reuniones con las cámaras de turismo y las aerolíneas para fortalecer los protocolos de cuidado durante la Semana Santa.

Además, se va a convocar un Consejo Federal de Salud y de Turismo conjunto para trabajar de manera consensuada y federal.

En relación con las actividades educativas, la presencialidad en las aulas es una prioridad pero la misma no debe confundirse con las actividades sociales que puedan derivar del encuentro de los niños, niñas y adolescentes.

«Tiene que quedar claro que todas las actividades conexas, las actividades que luego pueden desarrollar niños, niñas y adolescentes deben ser cuidadas, deben cumplir los protocolos», afirmó el jefe de Gabinete.

Por su parte Vizzotti recordó que en el artículo 4 del decreto 167/2021 vigente que prorroga la emergencia sanitaria, se proponen dos indicadores para definir el riesgo epidemiológico.

Por un lado cuando la razón de los casos, que surge del cociente -resultado de dividir- entre el número de casos confirmados acumulados en los últimos 14 días y el número de casos confirmados acumulados en los 14 días previos, sea superior a 1,20.

Por el otro, la incidencia, que se define cuando el número de casos confirmados acumulados en los últimos 14 días por 100 mil habitantes sea superior a 150.

Al aplicar esos dos indicadores, el gobierno nacional observó que hay 45 departamentos de 12 provincias, que se encuentran en mayor riesgo ya que superaron ambos parámetros.

En tanto hay cuatro departamentos, de cuatro provincias, que presentan una incidencia mayor de 150 y ya que se trata de grandes conglomerados urbanos, constituyen un riesgo elevado.

El gobierno nacional recomendó a los gobiernos provinciales y municipales de esos departamentos, a implementar medidas intensivas, localizadas en las mínimas unidades geográficas y transitorias, teniendo en cuenta las actividades definidas como alto, mediano y bajo riesgo.

«El objetivo es que podamos sostener todas las actividades productivas, económicas y este turismo con cuidado que ha sido un valor muy importante durante este verano que está pasando», enfatizó Vizzotti.

En relación con las variantes cuyo ingreso al país y transmisión implicarían un riesgo aumentado, la ministra Vizzotti informó que, si bien ninguna de las mismas presenta una circulación persistente, se detectaron 45 casos, 28 de la variante del Reino Unido, en Buenos Aires, Ciudad de Buenos Aires, Córdoba y Tucumán; y 17 de la variante Manaos, en Ciudad de Buenos Aires, Córdoba y Santiago del Estero.

La titular de la cartera sanitaria destacó la importancia de continuar llevando adelante las medidas básicas de cuidado que son la distancia de dos metros, utilizar tapa boca, mantener la higiene de las manos, y realizar las actividades al aire libre o en ambientes aislados.

Además, convocó a realizar una consulta precoz ante síntomas, evitar el contacto con otras personas y cumplir el aislamiento en caso de ser contacto estrecho de un caso.

Explicó que estas medidas, sumadas a la suspensión de vuelos, el refuerzo del control en la frontera y el cumplimiento del aislamiento, favorecerán el objetivo de minimizar la transmisión del virus.

Los distritos donde aumentaron tanto la razón como la incidencia son, en la provincia de Buenos Aires, Avellaneda, Berazategui, Campana, Cañuelas, Chivilcoy, Ensenada, Esteban Echeverría, Florencio Varela, General Alvarado, General San Martín, Hurlingham, José C. Paz, La Plata, Lanús, Malvinas Argentinas, Morón, Necochea, Olavarría, Pilar, Quilmes, San Fernando, San Isidro, San Miguel, San Vicente, Tigre, Trenque Lauquen, y Vicente López.

Sucede lo mismo en Mayor Luis J. Fontana, Chaco; Tercero Arriba, Córdoba; Goya, Corrientes; Colón, Entre Ríos; Luján de Cuyo, Mendoza; Montecarlo, Misiones; la ciudad de San Juan; Castellanos, Constitución, Rosario, San Lorenzo, y San Martin, en Santa Fe; Deseado, Santa Cruz; la ciudad de Santiago del Estero; y San Miguel de Tucumán, Lules, Tafí Viejo y Yerba Buena, Tucumán.

En tanto las grandes urbes donde el indicador de la Razón permanece estable, pero es alta la Incidencia son la Ciudad de Buenos Aires, la ciudad de Córdoba, la ciudad de Corrientes, y en Misiones, Posadas.