El gobernador de la provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof, se reunió con el ministro de Hacienda y Finanzas, Pablo López, y la presidenta del Instituto de Previsión Social, Marina Moretti, y anunció aumentos en jubilaciones y pensiones. Además, informó acerca de la implementación de bonos que reforzarán este mes el incremento previsional.

«El objetivo de estas políticas para fortalecer los ingresos es acompañar a los y las bonaerenses que se encuentran en una situación de mayor vulnerabilidad», expresó Kicillof, y agregó: «Estamos trabajando para dar respuestas y sostener una reactivación de la economía que tiene que llegar a todos y todas».

«Mantuvimos una reunión de trabajo en la que el gobernador Kicillof tomó la decisión de aumentar las jubilaciones y pensiones mínimas y otorgar un bono que reforzará los ingresos de muchas familias», explicó Moretti, al tiempo que señaló que «las pensiones no contributivas que perciben los menores de 21 años y del régimen general también se incrementarán».

«Estamos trabajando para acompañar a un sector que, si bien representa a una parte pequeña de los beneficiarios del IPS, está conformado por quienes más necesitan del apoyo del Gobierno de la Provincia», afirmó Moretti.

En el caso de las jubilaciones y pensiones mínimas, el aumento será del 50 por ciento y permitirá pasar de los 14 mil 40 pesos actuales a 2a mil 60 pesos. Alcanzará a 7347 personas que representan el 2,6% de los beneficiarios del Instituto de Previsión Social, organismo en el cual el haber promedio mensual de las jubilaciones asciende a los 112 mil 506 pesos con 72 centavos.

Asimismo, se otorgará un bono móvil de hasta 10 mil pesos a 26 mil 975 bonaerenses que cobran jubilaciones y pensiones contributivas menores a los 38 mil pesos.

Por otra parte, las pensiones no contributivas que perciben menores de 21 años se incrementarán un 76,4% para ascender a los 12 mil 636 pesos, mientras que las del régimen general serán de 8845 pesos con 20 centavos.

Adicionalmente, la Provincia entregará un bono de 6 mil pesos destinado a 24 mil 800 beneficiarios de pensiones no contributivas.